Reportaje

AGOSTO 2007

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

_______________

“Con el nuevo Plan de Ordenación Urbana, Colunga va a sufrir una transformación importante”

_______________

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

_______________

“Somos más viejos que los caminos pero el espíritu lo tenemos más joven que cualquiera de la gente que tengo alrededor”

_______________

 

Playa de la Griega
Foto: Juanjo Arrojo

Colunga

En el paraíso norteño

Tiene la magia de los concejos costeros. Casas blancas a orillas del mar, gentes de carácter forjado a ritmo de mareas y salitre, huellas de un pasado que hoy llamamos jurásico, playas de arena fina en las que dejar que el tiempo se consuma sin prisa… El concejo de Colunga es el reino de la tranquilidad.

 

A medio camino entre la montaña y el mar, se encuentra el concejo de Colunga. A un lado, la Sierra del Sueve, declarada Paisaje Protegido, que se eleva hasta los 1.149 metros del Pico Pienzu. Al otro, el Cantábrico con sus playas en las que, además de darse un baño y tomar el sol, se puede conocer una parte del pasado de esta zona a través de las huellas de dinosaurio que se encuentran en la Playa de La Griega, un arenal de 650 metros que cuenta con todo tipo de servicios. Pero la mejor forma de conocer la importancia que los dinosaurios tuvieron en Colunga es visitando el MUJA, el Museo del Jurásico. Situado en la Rasa de San Telmo, este museo con forma de huella tridáctila, va desgranando de manera completa y didáctica la historia del jurásico. A través de diversas áreas temáticas, con el tiempo como hilo conductor, se recorren distintas etapas desde el Mesozoico hasta la era actual.
Y si hablamos de actualidad en Colunga hay que mencionar lo que está aportando al concejo la apertura de la Autovía del Cantábrico. Por fin, Colunga  ha dejado de estar aislada por un trazado vial sinuoso y desesperante y ha ocupado el lugar que le corresponde como destino turístico de primer orden en el Oriente de Asturias. Lo agradecen los hosteleros y los empresarios de turismo rural, ya que la zona ofrece estupendos rincones donde disfrutar de la naturaleza y una absoluta tranquilidad.
Ahora, acercarse a cualquiera de sus bellas playas es mucho más fácil y atractivo para los turistas. La Playa de la Griega, la playa de Lastres, La Espasa, El Barrigón o La Isla son los arenales con que cuenta este concejo costero que, principalmente en verano, abre las puertas a visitantes llegados desde todas las partes del mundo. La capital, Colunga, y el pueblo marinero de Lastres, rivalizan en habitantes y en importancia, seguidos de otros núcleos rurales diseminados por el concejo.
Como muchos de los municipios costeros asturianos que han visto muy mejoradas sus comunicaciones, Colunga se halla en plena transformación. Y lo estará aún más si finalmente se aprueba el Plan Urbanístico que se halla en trámites. Entonces podrían duplicarse las viviendas que hay en la actualidad, que rondan las 4000. Y aunque una gran mayoría de las mismas estarían orientadas a segunda residencia, las nuevos vecinos serán sin duda bien recibidos. Todo un empuje demográfico para un concejo que ha perdido población en los últimos quince años y que ahora apunta a un nuevo tiempo más próspero. Su rico patrimonio histórico-artístico, la belleza de su costa jurásica y el cáracter abierto de sus habitantes sin duda son pilares importantes para dar los primeros pasos.
 (...)

 

Indice

 

  

Centro de Interpretación de la Sierra del Sueve


Imagen cedida por C. de Interpretación del Sueve

 

 

Gobiendes, en Colunga, se ha convertido en la puerta de acceso al Sueve gracias al nuevo Centro de Interpretación que allí se encuentra. Desde este lugar es posible planificar rutas a medida, acompañadas de guías especializados.

 

La Sierra paso a paso

Desde el día 4 de abril la localidad colunguesa de Gobiendes tiene un atractivo más que sumar a su lista. Los visitantes no sólo acuden a conocer su famosa iglesia prerrománica sino que completan su recorrido con la visita al Centro de Interpretación del Sueve. Allí encuentran toda la información sobre esta sierra y su flora, fauna, geología...  “Se trata de que cuando la gente venga al Sueve pase primero por allí y se informe de qué es lo que puede ver y dónde lo puede ver; también que conozca la forma de acceder a ciertas rutas. Dependiendo de las condiciones del día también les orientamos sobre qué ruta puede ser más interesante hacer”. Juancho Aspra, es biólogo y uno de los responsables del centro de interpretación. Su conocimiento de la Sierra del Sueve le permite aconsejar al visitante sobre cómo sacar el máximo partido a su visita y evitar en ocasiones, ciertos riesgos.  (...)

 

 

  

José Rogelio Pando


Foto: Archivo Ayto. Colunga

Alcalde de Colunga

 

Colunga, de tierra y mar

Para Rogelio Pando, alcalde de Colunga, tras las elecciones del mes de mayo todo continúa como siempre. “Afrontamos esta nueva etapa con ilusión y con una continuidad de trabajo. De hecho nada se ha parado, los nuevos concejales se han puesto a trabajar desde el primer día para dar continuidad a los proyectos que estábamos desarrollando”.

-¿Cuáles van a ser sus prioridades para este municipio?
-Todas las necesidades que hay en el concejo son prioridades. Entre ellas hay grandes obras, como puede ser el acondicionamiento del puerto de Lastres, la bajada al puerto, el acondicionamiento de la playa de Lastres y de Colunga, o la senda costera entre la playa de Lastres y la playa de Colunga, que van a estar conectadas con un paseo acera. También hay grandes proyectos, como la carretera de Salebo-Ablaneo, que está ya en ejecución. Y vamos a seguir trabajando en todos los núcleos de población del concejo para dotarlos de accesos, saneamiento, alumbrado, espacios públicos y demás.

-¿El Plan General de Ordenación Urbana va a marcar un antes y un después para el concejo?
-Un Plan General de Ordenación conlleva mucho trabajo y en su elaboración hay que abordar muchísimos problemas desde diferentes ángulos. Nos estamos esforzando para hacer la aprobación inicial rápidamente y los últimos documentos ya están en manos de la Junta Redactora. Con este Plan, en cuestión de unos ocho años el concejo de Colunga va a sufrir una transformación importante. Estará todo organizado: las zonas de ampliación, las de construcción, deportivas, de ocio, parques, zona de servicios, estación de autobuses… Todo. Por ello estamos trabajando intensamente para cumplir todos los plazos, hacer la aprobación definitiva y empezar a trabajar sobre él.

Es una tarea importante y problemática, pero la queremos sacar adelante bien y muy rápido.

-Hay un polígono industrial entre las cuestiones abordadas en el desarrollo empresarial del concejo.
-En ese aspecto hemos dado los primeros pasos. Estamos con un plan de viabilidad y ya tenemos algunos de los estudios. Es un tema que va aparejado al Plan General, ya que esa zona se contempla como terrenos industriales en dicho Plan General.

-El MUJA ha sido un equipamiento fundamental en la dinamización no sólo del concejo sino también de la comarca.
-El MUJA ha sido uno de los proyectos estrella de Colunga, los resultados lo dicen todo: ya vamos por los 600.000 visitantes. En esta legislatura pasada se hicieron grandes inversiones: parques infantiles, se construyeron las réplicas de los dinosaurios en el exterior, se adecentó el entorno, se renovaron exposiciones permanentes en el interior… Y ya estamos viendo el aluvión de visitantes que tenemos. Por todo ello el MUJA es un elemento importante para el concejo, y ha sido y está siendo un motor dinamizador y de arranque de cara a todos nuestros ciudadanos.

-Dentro de la Comarca de la Sidra ¿qué color pone Colunga?
-Colunga, dentro de la Comarca de la Sidra, tiene un potencial muy importante porque aporta muchos elementos, como un puerto pesquero, un puerto deportivo, una gran costa, muchas rutas, unas ignitas -huellas de dinosaurios- importantes, y una montaña muy destacada, como es el Sueve. Es decir que marca un territorio grande dentro de la Comarca con una riqueza natural impresionante. Tampoco podemos olvidar que recientemente hemos inaugurado el Centro de Interpretación del Sueve, en Gobiendes, un elemento más para que el visitante pueda disfrutar de su visita a Colunga.

-Al final, de lo que se trata es de saber vender las excelencias turísticas del concejo.
-Sí, lo estamos haciendo y los resultados nos dicen que lo estamos vendiendo bien. Lo demuestra el hecho de que cada año va en aumento el número de visitantes. §

 

Indice

 

  

Asociaciones

 

Grupo Folclórico Xagardúa

Desde los años 90 el grupo Xagardúa llena de color los festivales a los que se presenta, animándolos con su recital de bailes folclóricos.

Bailar al Son de la Tierra

La afición es lo que mantiene unidos a este grupo de treinta componentes, de edades muy variadas, en un abanico que comprende desde los doce hasta los cincuenta años. Lo que les gusta es, sobre todo, actuar, llevar sus bailes por todos los escenarios posibles y pasar un buen rato todos juntos.
Partiendo desde Colunga, donde actúan cada vez que tienen ocasión, recorren principalmente Asturias, participando en fiestas locales. Llanes, Onís, Cangas... ya han disfrutado de su arte sobre el escenario. También, cuando se presenta la oportunidad, organizan intercambios que los llevan a otras ciudades fuera de nuestra comunidad, como Baracaldo, Villarreal, Murcia y Badajoz recientemente.

 

Ventanas al Paraíso

Si a las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías se suman ideas creativas, el resultado son proyectos innovadores con un futuro revolucionario. Colunga ha encontrado una nueva manera de darse a conocer: las Ventanas al Paraíso.

Una nueva forma de ver Asturias

Ya han ganado un premio y, como quien dice, no han hecho más que empezar. La Asociación Empresarial Entrefogones y buscolu.com, presentaron el proyecto Ventanas al Paraíso al Concurso de Proyectos Singulares dirigidos a Colectivos de Autónomos en el Marco de PIATIC. El objetivo del concurso era que los participantes utilizasen herramientas relacionadas con Internet y las Tecnologías de la Información y la Comunicación, para la promoción de actividades empresariales. En base a esto, los miembros de Entrefogones y buscolu.com se pusieron manos a la obra. El resultado es la instalación de la mayor red de cámaras IP de España, colocadas en los lugares de más belleza de Asturias. El proyecto ya se ha puesto en marcha en varias localidades asturianas.

   

Mujeres en la red

Las mujeres del municipio de Colunga no quieren quedarse atrás en el uso de las nuevas tecnologías. Y nada mejor para demostrarlo que crear su propia página web: http://e-encuentros.iespana.es

 

El centro de operaciones ha sido el Telecentro de Colunga, allí, varias mujeres de este municipio se han puesto manos a la obra para crear una página web con la que participar en el concurso “De Mujer en la Sociedad de la Información”. Algunas de las participantes en este proyecto tenían cierta experiencia en este tipo de iniciativas, mientras que para algunas de ellas era la primera vez que se veían inmersas en una de ellas. “Uno de los objetivos de esta página web -comenta Tania Alonso, responsable del Telecentro de Colunga-, era dar a conocer las cosas que hacían estas personas, en particular temas de labores como ganchillo y otras”. En dicha página también se abordan otras iniciativas realizadas en el Telecentro, como un curso de inglés, cocina en directo, un curso de dibujo... Incluso los niños prepararon su propio blog. Un apartado de costumbres y otro de flora asturiana complementan la página.
La experiencia ha sido muy positiva, como lo demuestra la respuesta y acogida que ha tenido.

 

Asociación Vecinal de Fomento de Libardón

Nació fruto de la emigración, e invirtió mucho tiempo, esfuerzo y dinero en mejorar la calidad de vida de los habitantes de Libardón. Ahora esta agrupación celebra su centenario con un libro que resume su andadura.

100 años con el pueblo

Libardón ha sido testigo de muchas historias de gentes que abandonaron su tierra en busca de un futuro más próspero. Hace un siglo ya que un grupo de vecinos se planteó la posibilidad de utilizar los ingresos de los emigrantes para crear infraestructuras y servicios en su lugar natal. Así fue, y así nació una de las sociedades con más prestigio de Asturias.
Hoy en día la Asociación está volcada en la promoción del libro “Sociedad de Fomento de Libardón” que ha publicado con motivo de su centenario. En este trabajo se recoge la historia de Libardón. “Nuestro objetivo no es otro que el que la gente se sienta reflejada, y pueda ver imágenes entrañables de sus familiares y también de sus antepasados”, comenta Manuel, que ha sido el responsable de edición del libro.
“Con el libro cerramos estos cien años. Ahora queremos replantearnos cuál es el sentido de la Sociedad en este momento”. Y también trazarse nuevos objetivos. Quizá pronto empiecen a barajar la posibilidad de intentar convertirse en Pueblo Ejemplar de Asturias. §

 

Indice

 

Lastres


Foto: Juanjo Arrojo

La luz del Cantábrico

 

Desde la zona más alta del pueblo, desciende un laberinto de calles estrechas en las que se van perfilando pequeñas casas de sello marinero que huelen a salitre y días de sol y temporal. Lastres, situado en la costa oriental de Asturias, se deja caer hacia los brazos del Cantábrico en un alarde de confianza. Unas veces el mar lo recibe con los ánimos pausados y tranquilos, otras, un mar embravecido le recuerda quién manda. Desde la más remota antigüedad, la historia de Lastres ha estado vinculada al mar. Gracias a su pequeño muelle, construido por los vecinos, se inició un comercio marítimo que generó una gran riqueza durante los siglos XVII y XVIII. La industria ballenera fue también una gran fuente de ingresos para este pequeño pueblo que encontró, al abrigo del Cantábrico, el espacio perfecto para asentarse y crecer.
Además de un pasado rico en historias y leyendas nacidas a la orilla del mar, Lastres posee una interesante oferta turística y cultural. §

 

El nuevo Lastres

El pueblo pesquero más conocido del concejo de Colunga, Lastres, está viviendo una importante transformación. Alrededor de unos 300.000 euros se han invertido ya en la rehabilitación de gran parte de sus límites, pero todavía falta mucho por hacer. Estas medidas se incluyen dentro del Area de Rehabilitación Integral de Lastres, cuya primera fase ya se ha completado y cuya segunda se encuentra avanzada. Las obras se centran en la recuperación y remodelación del casco urbano de la localidad. Ya se han rehabilitado parques, aceras, se ha mejorado el alumbrado ornamental y el alumbrado de edificios históricos como la capilla de San Roque, la Iglesia de Santa María de Sádaba y la Torre del Reloj, y se han creado 72 plazas de aparcamiento en la zona del Carmen y del Manso, muy próximas a las zonas turísticas de Lastres. La tercera y última fase implicará la reforma integral del pavimento que une la zona del Reloj y la Iglesia de Santa María de Sádaba, con un coste de 170.000 euros.
Entre las novedades que podemos encontrar, es imprescindible nombrar la estatua dedicada por su autor Juan Zaratiegui del Agua a las Sardineras de Lastres, aquellas mujeres que antaño esperaban la llegada de los barcos para llevar el pescado fresco a los concejos más próximos donde lo vendían o lo intercambiaban por frutas y hortalizas. Recorrían caminando largas distancias, bajo el frío y la lluvia, llegando incluso hasta Pola de Siero. La escultura de Zaratiegui permitirá que su recuerdo siempre esté presente. §

 

Una de danza y acrobacia

Como cada mes de agosto, el concejo de Colunga es el punto de reunión de actores y bailarines dispuestos a completar su formación gracias a los cursos de Acrobacia Escénica y Danza Contemporánea.

Laurent Atanes, es el profesor encargado de impartir el Curso de Acrobacia Escénica que se desarrolla como actividad paralela al Festival de Lastres. Todo un lujo de profesor, pues este joven vasco, afincado en Los Toyos, Lastres, es campeón de lucha libre olímpico, ha sido doce veces campeón de España, y es maestro internacional de lucha. La playa de La Griega es el escenario de este curso que tendrá lugar los días 9, 10 y 11 de agosto. En él podrán participar todos aquellos que deseen aprender a hacer todo tipo de acrobacias (saltos, caídas, palomas, zig-zag, mortales, etc.), así como ejercicios de lucha escénica... Las clases están fundamentalmente dirigidas a actores, gentes del espectáculo y estudiantes de arte dramático.
Las clases de danza contemporánea, que también se imparten en el marco del Festival de Lastres, son el complemento perfecto para el curso de acrobacia escénica. Por eso gran parte de los actores y bailarines que por la mañana asisten al curso de acrobacia, por la tarde, participan de las clases de danza que imparte Ana Serna, vasca natural de Getxo y compañera de Atanes. Ana tiene una amplia experiencia como bailarina y como profesora. Da clases en la escuela de arte dramático de Gijón y también en la escuela de teatro de Vizcaya y ha participado como bailarina en distintas compañías. Entre los asistentes al curso de danza hay gente de diferentes puntos de la península, de Andalucía, Madrid, del País Vasco... Muchos son estudiantes de arte dramático que quieren mejorar técnicas de baile y movimiento y de paso prepararse para las pruebas de acceso de septiembre. Las clases de Ana Serna que se imparten en la Nave del Artesano, en Colunga, son una buena puesta a punto para ello.
(...)

Indice

 

 

Eutimio Busta


Foto: Fusión

Restaurador

 

Lleva muchos años trabajando para la gastronomía asturiana y todavía le quedan fuerzas para poner en marcha proyectos cargados de ilusión. Eutimio Busta es uno de los nombres propios de la restauración en Asturias.

La ilusión de vivir

A las cuatro de la mañana estaba preparando calamares en su tinta y garbanzos para poner con centollo y bacalao. “Siempre estoy haciendo cosas y, la verdad, es que no las hago mal. A mí no se me caen los anillos por trabajar y si viene un vecino y necesita que le ayude en algo, allí estaré yo”. Eutimio Busta forjó su carácter en el seno de una familia humilde y labradora. Sus días comenzaban a pie de campo, haciendo surcos y dando de comer a los animales. Un curso de Moldeador de Fundición en Gijón lo alejó del campo y le abrió otros horizontes hasta ese momento desconocidos. Pero la buena suerte le duró poco. Los gases y el zinc contaminaron su cuerpo pero no consiguieron mermar su capacidad de lucha y su espíritu emprendedor. Después vendrían largas noches en la mar mariscando, pescando angula y “mendigando por los pedreros buscando dónde varaba el ocle”. De esta etapa se queda con uno de los mejores regalos que le dio la vida: Aida. Su mujer, para la que sólo tienen palabras de adoración, fue su principal aliada en la aventura que lo llevó a convertirse en uno de los mejores restauradores de Asturias. Juntos pusieron en marcha el Bar de Comidas Miramar. Muchos días de trabajo, siete hijos, horas a bordo de “La Traviesa” robando tesoros al fondo marino, noches en la cocina… “Somos más viejos que los caminos –reconoce Eutimio- pero el espíritu lo tenemos más joven que cualquiera de la gente que tengo alrededor”.
A día de hoy, con 70 años y un una jubilación que se resiste por cuestiones administrativas, sigue con el Restaurante Eutimio, un hotel, y una conservera recién inaugurada y, tal vez, con unas pomaradas de cultivo ecológico, y con la presidencia de la Asociación Entrefogones… Pero sobre todo, sigue con la misma ilusión.

-Lo suyo sí que es una vida dedicada al trabajo. ¿Qué recuerdos guarda de sus inicios?
-Nos iniciamos en abril del 64 en el Miramar que, en aquel entonces, era un bar-restaurante de los típicos de toda la vida. Veníamos de la agricultura, con pocos conocimientos en el campo de la gastronomía y la verdad es que nunca pensamos tener tanto éxito. Llegamos con siete mil pesetas de regalos de boda y gracias al tesón, al entusiasmo, al interés y al amor por la gastronomía fuimos capaces de sacar adelante el establecimiento. En el 76 compramos la casona en la que estamos ahora y fuimos el primer establecimiento que se certificó con las tres marcas de calidad que había en Asturias: Mesas de Asturias por parte de gastronomía, Club de calidad de Casonas Asturianas por parte del Hotel y la Q de Calidad que conseguimos a renglón seguido. Ahora seguimos luchando para que nuestros hijos, que son los sucesores, sean capaces, y pienso que lo van a ser, de mantener lo que nosotros logramos y de hacer algo más. (...)

 


Reportaje completo en la edición de papel

Indice

 

 

 
   

No actual   Nos anteriores  I  Contacto  I  Quienes Somos  I  Aviso Legal  I  Política de privacidad  I  Suscríbete

I  © Diseño y alojamiento: Fusion10.net  I